Nacho Vidal denuncia abuso sexual durante una consulta médica en una clínica de Bogotá.

Por estos días, el mundo del entretenimiento tiene en el centro de atención una noticia que involucra a uno de los actores porno más reconocidos y el abuso sexual del cual indica fue objeto por parte de un profesional de la salud.

El hecho ocurriría la semana pasada, cuando el actor porno Nacho Vidal, radicado en Colombia desde hace un año, como parte de un proyecto que realizaba en el país para filmar la versión porno de la serie “Narcos”, se dirigió a una consulta médica por urgencias en una clínica de Bogotá  a causa de un dolor de oído tras un viaje en avión.

 

El actor asegura que el médico en turno le pidió hacerse fotos con él, a lo que el accedió, y posteriormente, durante la consulta, le pidió bajarse los pantalones y comenzó a “tocarlo”. “Nacho se sorprendió un poco y tuvo una erección porque Nacho es Nacho”, relató su abogado Daniel Mendoza.

 

Pese a la molestia del actor y su sorpresa por la situación continuó en la consulta, pero al parecer, al indagar al profesional sobre el procedimiento, este le habría reconocido que no era necesario, y al darse cuenta de que había sido víctima de un abuso por parte del galeno, el actor se enfadó profundamente, por lo que después del episodio el artista decidió instaurar una denuncia a la clínica y al médico por la situación presentada.

 

 

La institución por su parte ha negado tales acusaciones y ha asegurado que el especialista ha tenido un “excelente desempeño de sus funciones”. “Aplicó una evaluación médica que respondía a los síntomas referidos por el paciente durante la consulta”, dice el comunicado emitido por la entidad. Por el momento, la Clínica Country ha suspendido temporalmente al médico mientras se esclarecen los hechos y avanza la investigación.

 

Mientras el caso continúa para verificar y dictar la sentencia correspondiente, lo cierto es que el hecho ha abierto un debate alrededor del tema del abuso sexual y los estereotipos que existen sobre los artistas de la Industria del Entretenimiento para Adultos.

Con frecuencia los profesionales de esta industria se encuentran con fuertes afirmaciones que parecieran prohibirles exigir respeto y privacidad debido a su profesión. Cientos de artistas alrededor del mundo denuncian haber sido víctimas de abusos durante castings, presentaciones y hasta en sitios públicos, así como ser agredidos de diferentes formas en redes sociales por su trabajo.

 

Como consecuencia, muchos terminan cediendo ante la presión social y el estigma, dejando sus trabajos y sumiéndose en depresión y arrepentimiento por su labor.

 

¿Es realmente válido afirmar que una persona merece menos respeto que otra por usar su cuerpo como parte de una actividad lucrativa?

Mientras el debate continúa, para nosotros está claro que es necesario unir esfuerzos en la Industria, no sólo para prevenir abusos dentro y fuera del sector, sino también, para derribar los tabúes alrededor del porno y permitir a las personas ver a estos artistas como personas comunes con los mismos derechos que cualquier otra, con un trabajo igual de respetable que otros que requiere de una profesionalización, una preparación y un esfuerzo constante, pero sobre todo, que también merecen que sus denuncias sean tomadas a consideración como cualquier otra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *